Novedades del trade marketingOpinión
Más oferta y menos demanda - Precios regionales y consumos navideños



Como todos los años realizamos el informe de precios navideños en regalos tecnológico y Argentina nuevamente quedó primera en el ranking de los países más caros de la región (tomando precio base EEUU), pero esto no es una sorpresa, es más una constante histórica. Lo analizable en este caso es el contexto en el que se mide. En los últimos tiempos los cambios políticos y económicos en nuestro país han abierto las puertas a nuevos mercados, liberando de manera gradual en algunos casos, e intempestiva en otros, la forma de comercialización y consumo. Al abrir las puertas a nuevos horizontes y nuevos mercados, deberíamos buscar mayor competitividad con nuestros vecinos en particular y con el mundo globalizado en general. Pero el resultante fue un aumento en los precios internos y una disminución de la competitividad regional.

Argentina no solo es el país más caro (130% más que EEUU), sino que además aumento 7 puntos porcentuales desde diciembre 2015 a hoy. Pero la relación de precios tan dispares no es solo con EEUU, también con nuestros vecinos próximos. Tomando como precio base a Chile, Argentina es un 66% más caro. Tanto Brasil como Uruguay se posicionan muy bien frente al mercado Andino, los amigos Cariocas por su lado quedan un 27% por encima de Chile y lo Charrúas a poco menos del 20%. Es lógico que durante los últimos años Argentina haya sido un país caro en la medición regional, los productos eran colocados aquí a un costo claramente alto (a causa del valor agregado, la logística y el ingreso en la cadena de comercialización) y traccionados por la financiación y un supuesto boom de consumo. Ahora bien, luego de los cambios económicos registrados en estos últimos tiempos, que por un lado tienden a fortalecer la oferta y la calidad de la misma, notamos que a raíz de cuestiones económicas internas y de consumo (inflación, recesión y devaluación cambiaria) ese potencial de competitividad que podía lograrse se vio totalmente licuado.
El inconveniente al que se enfrenta hoy la industria de la informática es muy complejo, con una promesa de supresión del impuesto a los productos importados a partir de marzo 2017 y una fuerte caída del consumo. Esta categoría en la medición regional tiene una diferencia de precios con EEUU del 157% y con Chile del 95%.
La categoría de Smartphones fue históricamente la vedette de las estacionales, en términos de precios regionales es un 115% más cara que EEUU y un 47% más cara que Chile, pero, registra una caída de 48 puntos porcentuales en relación a 2015. Las estrategias de las marcas son cada vez más feroces, con ofertas muy fuertes y beneficios extras con la compra. Muchos precios incluso han bajado visiblemente, por un lado, por el ingreso de nuevas tecnologías y por otro lado para mantener la oferta.
La categoría Gaming (consolas, juegos y accesorios) se mantuvo un 122% más caro que EEUU y un 55% más caro que Chile. Esto se debe principalmente a que no hubo ingreso de nuevas tecnologías en esta industria y los productos tanto como los fabricantes siguen siendo los mismos y licuaron su diferencia con la devaluación lo que los reposicionó.

Que regalamos

Una encuesta de la consultora Ágora que se realizó durante el mes de diciembre en el área metropolitana de Buenos Aires revela algunos datos muy interesantes con respecto al consumo. El 61% de los consultados dijo que tendrá que gastar más, pero para con ello intentar mantener la calidad de los regalos o incluso dispuestos a disminuirla. Algo notable en los resultados es el análisis de hacia dónde va el consumo, los Smartphone, algunos gadgets tecnológicos y gaming (consolas o video juegos) eran los principales apuntados al público juvenil. Pero el resultado de la encuesta indica que los consumos de regalaría navideña estaban modificados: “Ropa y Calzado” (35%), esto significa un cambio de paradigma y conceptualización (obligada en alguno casos) del regalo, tanto la ropa como el calzado, son bienes de uso común, productos que se consumen de manera obligada y durante todo el año, la mutación de esta categoría al concepto de “regalo” no solo habla de un mercado retraído, además, perjudica ampliamente las categorías de tecnología.
Por su lado los electrónicos portátiles no superan el 9% de intención de compra y las consolas o video juegos no superan el 3% y solo en el caso de los hombres ya que en las mujeres es de 0%.

Opinión

Si bien es una reflexión personal, creo que estamos en un momento bisagra para la industria tecnológica, ya que el canal en los últimos años se agrandó desmesuradamente y el mercado se fue achicando cada vez más. Las políticas económicas complican la planificación, se vive el día a día y se sienten las consecuencias. Una política proteccionista del mercado interno, bien aplicada y con un sinceramiento de que es lo que podemos fabricar y que no, quizá haría reflotar un poco el caudal de ventas que hoy está por debajo de la línea de lo esperado. Pero ya con la navidad en la bitácora y los meses estivales en la puerta solo resta esperar que el año comience, en marzo claro está.

 

 


Pablo Frutos

Mkt & Business Information Manager – IntegraGO